domingo, 11 de febrero de 2007

De panteones a panteones


Recuerdo que hace algunos años, cuando escuchabas las pláticas de los mayores acerca de los cementerios en los cuales ya tenían apartado su "terreno", muy orgullosos decían:
"Pues yo ya tengo mi "otra casa" en el "Panteón Xalapeño", otros decían que se iban a morar al "Panteón Palo Verde" o que "iban a sacar a un muertito que ya estaba de más en el 5 de febrero para que ahí los pudieran enterrar"
Todo esto lo decían con garbo, con mucho sentimiento de que en verdad tendrían una morada digna para descansar por toda la eternidad. Sabían que se iban a ir a un panteón de los de verdad. Esos cementerios sí son cabrones. Da miedo imaginarte que te puedas quedar atrapado ahí de noche. Las tumbas son poca madre, de una magistralidad increíble. Es donde sabes que para ser velador de esos lugares debes tenerlos bien puestos.
Siempre me he imaginado que por las noches se han de ver figuras fantasmagóricas entrando a las tumbas, se han de escuchar lamentos y un friíto poca madre.
Hago alusión a todo esto, por que hoy en la mañana fui al "Xalapeño" a visitar a mi abuela. Sentí un cosquilleo al pensar que cuando muera no sé donde iré a quedar. Ojalá sea en uno de los tres arriba citados. Me gustaría quedar en un panteón de los que ya no hay.
Pues bien, la contra de estos lugares que yo describo como poca madre, es el panteoncito de "Bosques del recuerdo" No sé de quien fue la idea de crear este tipo de cementerios. No es fiel a nuestras costumbres. Al llegar a dicho lugar,notas cierta desesperanza al saber que puedes quedar "sembrado" ahí. Es como un "Play Time" pa los muertitos. Todo muy plastificado y sin gracia ni sabor. Las flores que les llevas a tus difuntos deben ser de plástico. Nada de veladoras ni cosas que en los reales panteones son obligadas a llevar. Hay un chingo de rehiletes junto a cada lápida (no sé si todavía se les pueda llamar tumbas al lugar donde están enterrados los
difuntos) los hay de los tradicionales, hay otros en forma de libélulas, otros que suenan como matraca. También hay globos con las imágenes de Piolín, Taz, Correcaminos y todas las animaciones que uno se pueda imaginar. En diciembre alguos familiares llevan pinitos de Navidad a sus muertos.
Bien, el desmadre empieza aquí: cuando llega una ráfaga de aire, se oye el zumbadero de esos artilugios. Los rehiletes no se dan abasto para girar junto con los caprichos del aire. Las libélulas extienden sus alas y crean un efecto volador muy chingón. Los globos bailan al compás que les toque el Rey Eolo, es aqui donde se ve muy chingón al Piolín, "pa tras, pa delante" y se pega de panzasos con el Taz y el correcaminos parece que va en chinga loca escapando del Coyote. Yo me pongo a pensar en todo esto y me pregunto: ¿qué clase de panteón es este? Dentro de poco van a traer la rueda de la fortuna y los caballitos. Es más, ¿por que no harán la Feria de Xalapa aquí? Pues bastante choteadito se ve este sacrosanto lugar con todas las cosas que llevan para adornarlo.
No, no, no. Yo cuando me muera, quiero quedar enterrado en un panteón...de los del ayer.
Abur

5 comentarios:

Falso Profeta dijo...

jaja, mi mamá y mis tías también siempre andan diciendo sobre los terrenos en el "xalapeño" o en "palo verde". BOsques del recuerdo no tiene chiste. Está chido tu blog. Saludos.

Zapata dijo...

Pues es cierto, ese lugar pareca mas una feria que un cementerio. Pues me cagué de la risa con las puntadas

Una cristiana alocada. dijo...

Hola!!
No se si leas los comentarios a los post antiguos, pero igual te comentare.

Fijate que desde hace años les he hecho prometer a todos que cuando me muera en lugar de flores habran globos de colores.

Y un gran pastel.

Es que quiero que sea una fiesta de "Buen viaje de regreso a casa" Pues alla es a donde voy. y para mi una fiesta no es fiesta si no hay globos de colores y pastel, ja ja ja.

Por eso ese cementerio tan alocado me suena bastante bien. Aca no hay ninguno de esos, pero bueno, de cualquier forma tengo pensado que no quiero que entierren mi cuerpo. Quiero que si es posible alguien pueda salir beneficiado con la donación de órganos.
Asi que aunque me gusta la idea de un cementerio asi, espero que no sea el destino final de mi cuerpo.

Muuuaaaaa!!!

Anónimo dijo...

Your blog keeps getting better and better! Your older articles are not as good as newer ones you have a lot more creativity and originality now keep it up!

Anónimo dijo...

Apenas me tope con este blog y con respecto al tema, me surgió una enorme necesidad de comentar esto.

El punto es que mi papá falleció hace 4 meses (de cáncer)... y el esta en una panteón que esta dividido por zonas, ya saben; capillas de las mas comunes hasta la zona tipo "americana" a excepción de que esta lleno de rehiletes, globos y flores naturales. Mi papá siempre quiso estar en un lugar hermoso... y cuando lo compramos supimos que ese era para él.

El sitio es verde MUY VERDE... y lleno de rehiletes... mi papá tiene 2 rehiletes y en su cumple le llevamos un globo. Y desde mi punto de vista no me parecen que sea un lugar donde poner una feria. más bien me parece un lugar alegre, donde llegas a visitar a los seres amados que se nos fueron y en lugar de llegar a un sitio lleno de pura tierra y tan deprimente, llegas a un lugar donde... de cierta manera reconforta ver ese sitio tan lleno de vida.

En fin, respeto opiniones. Sólo quería comentarlo. :)